CAFÉ MIRANDA

CAFÉ MIRANDA
Torta de zanahoria ($2.600) y Capuccino ($2.000)

Café Miranda

Un café vintage en Quilpué

• Hay un antes y un después en el tipo de cafetería en “Ciudad del Sol”, marcado por las hermanas Valentina y Catalina Miranda y su socio Rafael Farías. La decoración, la vajilla, y por supuesto los productos caseros que ofrecen son los protagonistas de este cambio

LAS HERMANAS CATALINA Y VALENTINA MIRANDA COMENZARON EN EL RUBRO DE LA GASTRONOMÍA EL AÑO 2014 CON HECHO EN CASA, un emprendimiento donde elaboraban y repartían almuerzos a trabajadores, empresas y dueñas de casa, apoyadas en la parte administrativa o gerencial por Rafael Farías, labor que realizaba en forma paralela a su trabajo. Con el afán de seguir desarrollándose en su área: Catalina es ingeniera en gestión de negocios, Rafael ingeniero en transporte (también fue gerente general de una exportadora de hierbas, donde la principal era el boldo), Valentina administradora de artes culinarias y servicios, decidieron unirse para emprender juntos abriendo una cafetería.

El 1º de febrero de 2016 abrieron las puertas de Café Miranda en Quilpué. “Con Catalina nos conocemos años, desde nuestra etapa escolar en esta ciudad. Nos gusta el lugar, lo pensamos y nos pudimos dar cuenta que le faltaba un espacio de reunión con vida, con una mayor y mejor oferta gastronómica y ambiental”, indica Valentina.

Ciabatta español: crujiente pan ciabatta, humectado con queso crema al pesto, relleno de jamón serrano, abanico de palta y trocitos de nuez ($4.200), con Té arriesgues: té negro de China, jengibre, cardamomo, clavo de olor, canela, vainilla y un toque de miel ($2.500)

Desde su apertura ha sido un éxito, ha cumplido las expectativas de sus dueños. “Nos enfocamos en dar un servicio rápido y amable. En cuanto a los productos, tratamos de elaborarlos con ingredientes de excelente calidad y en cantidades abundantes. Por otra parte trabajamos con café de especialidad y baristas, expertos en elaborarlo, y con pastelería casera en amplia variedad”.

La chef ejecutiva de Café Miranda es una de las dueñas, Valentina Miranda, de Santiago, a quien desde pequeña le gustaban las manualidades. Siempre tuvo claro que quería estudiar cocina, le llamaban la atención la pastelería y los negocios. Estudió administración de artes culinarias y servicios en Culinary Viña del Mar, y cuando tenía 19 años realizó la práctica en el restaurant La Mar, en Lima. Al año siguiente viajó a Barcelona, donde conoció  al obrador (taller artesanal) del mejor pastelero del mundo en ese entonces: Oriol Balaguer. Tras titularse creó un emprendimiento de almuerzos para empresas, y luego de dos años abrió la cafetería donde continuamente capacita al personal, evalúa que las preparaciones estén como corresponden, y se ocupa de la evolución de los productos de la carta.

Chacarero mechado: clásica mechada de vacuno en su salsa, con porotos verdes, láminas de tomate y un toque de mayonesa en pan amasado ($4.500), con jugo de mango ($2.200)
Ave palta: triple miga rellena de húmeda mezcla de pechuga de pollo desmenuzada, mayonesa y abanico de palta ($3.600), pie de maracuyá ($2.600) y café bombón ($2.600)

Los dueños explican que “el diseño es acogedor, vintage. Quisimos darle un toque clásico, pero con materiales y técnicas más modernas, al igual que el mobiliario, donde priman los colores alegres, las sillas de fierro y otros detalles que van en concordancia con nuestra propuesta”. El estilo se replica en la vajilla, “nos ocupamos de mantener un símil de la vajilla de nuestras abuelas, típica porcelana, o lo más similar a ello. Nos caracterizamos por servir las tortas en platos soperos, y para el café usamos vajilla italiana especial para esta preparación, donde se mantiene el calor por mayor tiempo debido al grosor y el material”.

En materia gastronómica destacan por el café de especialidad, los sandwichs caseros que son de gusto general, con ingredientes interesantes, y la pastelería hecha en casa. Es el caso del Lomito de cerdo en su salsa con chucrut, láminas de tomate y un toque de mayonesa en pan amasado ($4.100); Ave palta o Ave pimentón, triple miga rellena de mezcla húmeda de pechuga de pollo desmenuzada, mayonesa y pimentón en cubos ($3.100); Ciabatta español; Ciabatta napolitano relleno con láminas de jamón, queso, tomate y aceitunas, y un toque de orégano, sal y pimienta ($4.100); Chacarero mechado; Marraqueta mechada, vacuno en su salsa con toques de cebolla caramelizada, queso fundido y mayonesa en pan marraqueta ($4.500); Marraqueta palta, crujiente marraqueta con palta molida ($3.100); Queso champiñón, sabroso y dorado pan marraqueta integral, relleno de queso derretido y champiñones con un toque de ajo ($2.500); Vegetariano, marraqueta integral, humectada con queso crema al pesto, relleno con lechuga, tomate, pepinillos y champiñones ($3.600). Infaltable es la tradicional paila de tres huevos con jamón o tomate revuelto ($2.600).

Torta de manjar plátano nuez ($2.600) con Matcha latte chai ($2.500 a $3.100)
Filtrado V60 ($3.100 a $5.000)

La generosa pastelería ofrece productos de primera calidad, que destacan por la abundancia de los trozos y lo húmedo que son algunos, “todo con el objetivo de entregar un producto honesto al cliente y a un valor justo”, dice Valentina. Están por ejemplo las Tortas de zanahoria; Manjar plátano; Manjar plátano nuez; Brownie; Tiramisú; Panqueque Lúcuma manjar. También hay Cheesecake de menta con cubierta de chocolate; Cheesecake de chocolate con cubierta de frambuesa; Pie de limón o maracuyá (todos a $2.600). Además ofrecen bollería y el Panqueque celestino, relleno con manjar, acompañado de helado de vainilla, chantilly, frutos rojos y salsa de chocolate ($3.800). 

En bebestibles es muy pedido el Matcha latte, Ristretto, Espresso, Capuccino, Mocachino doble, Bombón, Capuccino vienés doble y más con latte art ($1.000 a $3.100). Los cafés se ofrecen filtrados, con métodos como V60, Chemex, Aeropress, Prensa francesa (para uno: $3.100, para dos: $5.000). Otro infaltable en la lista es el Chocolate caliente ($3.100), los jugos naturales ($2.200), y los 23 tipos de té de hoja servidos en tetera. En ese sentido llaman la atención Para que té relajes: té blanco, frambuesa, uva, pétalos de caléndula y rosa; Té refresques: té verde, gunpowder y menta; Té tropicalices: té verde Sencha, piña y coco tostado; Té enamores: té rojo Pu Erh, hojas de murta y cranberry); Té alegres: Oolong, té semifermentado de Taiwán, bajo en taninos y con un natural dulzor; Té despiertes: té negro de Sri Lanka, fuerte y aromático, de efecto estimulante, ideal para empezar el día. También están las infusiones Para que té concentres: canela, cardamomo, jengibre, pimienta y clavos de olor; Té purifiques: Rooibos, infusión sudafricana y vainilla, en una mezcla orgánica. La tetera para uno vale $2.500, y para dos, $3.100.

Yoshua Klerman, Emmanuel González, Catalina Miranda, Valentina Miranda, Verena Arendt y Juan Eduardo Villarreal

Los cambios de carta se hacen analizando las recomendaciones de clientes, quienes tienen mucho que decir. “Según TripAdvisor, en la ciudad somos la cafetería número uno, en Facebook tenemos una puntuación casi perfecta, al igual que en Google, y fuimos invitados al matinal Mucho Gusto en una oportunidad, donde nos dimos a conocer no sólo en Quilpué, sino en todo Chile”.

CAFÉ MIRANDA EN QUILLOTA

Dado el éxito de Café Miranda en Quilpué, el 9 de noviembre de 2017 decidieron abrir una sucursal en Quillota, “con el mismo concepto que Quilpué. De hecho llevamos algunos trabajadores de Quilpué para allá. Es más amplio y cómodo, tiene un patio interior y la decoración es muy similar”.

En dicha ciudad la tienda también funciona bien, por eso Valentina, Catalina y Rafael anuncian novedades. De hecho ya comenzó el proceso de franquicias de la marca: “Hay varios interesados, los cuales están pasando por los procesos respectivos. Una vez terminado esto, tendremos reuniones para conocerlos y ver si podemos trabajar en conjunto. El interés es en todo Chile, hay potenciales socios de franquicia en el norte, centro y sur. Como socios, pretendemos seguir creciendo y abriendo más locales, tanto en la región a la cual pertenecemos, como en el resto del país”.

Café Miranda

  • Vicuña Mackenna 869, Quilpué
  • La Concepción 267, Quillota
  • Horarios: Lunes a viernes, de 9:00 a 21:00 hrs.
  • Sábado, domingo y festivos, de 11:00 a 21:00 hrs.
  • Facebook e Instagram: Café Miranda Chile
  • www.cafemiranda.cl